jueves, 23 de junio de 2016

El PJ busca un “cambio de montura” ante el gas paralizante de Caso López

El Partido intentará cambiar el nombre de los bloques en el Congreso, pensando en su supervivencia. Más alejamientos en Diputados y la discusión sobre el futuro, el rol de Massa y Randazzo. 

“Estamos reaccionando por supervivencia, el caso López actuó como un gas paralizante sobre el peronismo”, analiza un dirigente peronista que recorre el país para hablar con “los compañeros”.

Esas conversaciones de varios dirigentes históricos del partido que perdió las elecciones presidenciales ante Mauricio Macri hoy afronta el desafío de sobrevivir a los bolsos madrugadores de José López. Uno de los primeros hechos que se vivirán tras el “terremoto” -como lo definió el titular del PJ, José Gioja- es la renovación en los bloques y el adiós al nombre de Frente para la Victoria.

Ahora tomarán el rótulo de “Bloque Justicialista” y podría suceder esta misma semana, en medio del éxodo de los legisladores nacionales de Tucumán y Entre Ríos, entre otros. Esa decisión será además un modo de “ofenderlos a los pibes y de una vez, sacártelos de encima” como postula un pejotista que no quiere tener que lidiar más con los dirigentes de La Cámpora.


“Hablando en castellano, es plata o mierda”, se sincera un ex diputado que cree que seguirán más definiciones sobre el final del kirchnerismo, en la línea que ya ensayaron los tucumanos José Alperovich y Juan Manzur.

Los peronistas del Senado señalan como un cambio sin retorno el voto a los dos miembros de la Corte Suprema de Justicia elegidos por Mauricio Macri. “Cuando Cristina los citó al Instituto Patria fueron 22 senadores. Las firmas para el proyecto de ampliación de la Corte fueron 16 y ahora, no llegaron a 10 los votos en contra de Rosatti y Rosenkrantz”, cuenta un poderoso senador quien ve en esa progresión el final de cualquier sedición contra la conducción de Miguel Ángel Pichetto-

Otro suceso que viene en el Partido Justicialista es la separación del afiliado José López. El Consejo Nacional, que se reunirá la semana próxima, lo mandará a la junta de disciplina y lo echará del partido.

Fuera de lo formal, el peronismo seguirá discutiendo su futuro inmediato, donde las elecciones parlamentarias del año próximo pueden significar su resurrección o una nueva derrota, con final imprevisible.

Algunos ven que el futuro reside en un acuerdo entre Sergio Massa y Florencio Randazzo. Quienes quieren el retorno del tigrense envían un mensaje al líder del Frente Renovador: “Si no vuelve con nosotros, va a sacar 20 puntos de acá hasta el final de los días”, poniéndolo en un lugar de tercero en discordia entre el PJ y el macrismo. 

También allí, hay mensajes para Randazzo: “El Flaco puede salir tercero si no arregla con Sergio. Con Macri y Vidal, haciendo campaña juntos, sacan 30 puntos en la provincia de Buenos Aires y estamos fritos”, es el mensaje con destino a La Plata, donde vive el ex ministro del Interior.

Pero, por el momento, Massa no acusa recibo al llamado pejotista. A la salida de la jura dela bandera, a la que asistió este miércoles en Tigre, un aliado lo escuchó decir: “Nos comimos el desierto., le pusimos el freno a la reelección eterna de Cristina ¿y ahora, vienen a buscarme cuando entraron en quiebra?”. 

Mientras tanto, el grupo de intendentes bonaerenses que se denomina a sí mismo como “peronismo territorial”, ya trabaja en la búsqueda de un nombre alternativo al de FpV y hurgan, incluso, entre los nombres que Eduardo Duhalde supo usar para presentarse con el peronismo. Los intendentes, entre los que se destacan Martín Insaurralde, Juan Zabaleta y Gabriel Katopodis, reciben llamados de kirchenristas y filokirchneristas que buscan un nuevo lugar bajo el sol. Allí están atentos también a los gestos que ensayan el camporista Eduardo “Wado” De Pedro y los alcaldes de San Antonio de Areco, Francisco Durañona, y de Avellaneda, Jorge Ferraresi.

Cerca de Daniel Scioli, vice del PJ, piensan en una mesa del peronismo con todos los sectores: Randazzo, el matancero Fernando Espinoza, Julián Domínguez (hoy más cerca de ser diputado que de la AGN), los intendentes, los gremios y el Movimiento Evita de “Chino” Navarro: todos en una misma mesa salvo el vecino tigrense Massa.

En medio de esa discusión, un peronista tradicional elige una frase de Juan Domingo Perón: “El General decía que la doctrina es lo permanente (la justicia social, la independencia económica y la soberanía política) y la ideología, es la montura para cabalgar cada época”. Y abunda: “El Frente para la Victoria es la peor montura para este tiempo”.


Y al sostener que el caso López “pone en crisis las cosas que se han hecho bien”, se allana: “Si no reaccionamos, el año que viene nos gana Myriam Bregman”, con obvio desdén por las chances electorales del PTS, un partido con una estructura un tanto diferente que el histórico PJ.

miércoles, 22 de junio de 2016

Corrupción K: El cuaderno “Arte” de Néstor y el grito de Cristina tras su muerte: "¡Acá se corta todo!"

El detalle de los negocios, en el anotador con espiral. La ex Presidenta cambió protagonistas pero la corrupción continuó. El crecimiento de José López y los 200 millones de un secretario.

Néstor Carlos Kirchner murió el 27 de octubre de 2010. En el país se realizaba el censo nacional y ese miércoles feriado terminó transformándose en un día de conmoción nacional al conocerse el fallecimiento del ex Presidente en la provincia de Santa Cruz..

El funeral fue largo, miles de personas se acercaron hasta la Casa Rosada a despedir al ex jefe de Estado en el Salón de los Patriotas Latinoamericanos, que fue habilitado como capilla ardiente. Cristina no se separó ni un momento del féretro de su esposo.

Finalizadas las exequias, la Presidenta de la Nación se recluyó hasta que habló por cadena nacional el 1 de noviembre de 2010 para agradecer “esa inmensa y formidable muestra de cariño y de amor, que él se la merecía”.

Luego de esa cadena, la Presidenta llamó a dos ministros. Los recibió con el rostro cansado y con el maquillaje obviamente corrido por el llanto. En sus manos descansaba un cuaderno.

Era un cuaderno marca Arte, con espiral, del que colgaba una birome BIC. Cristina lo abrió y con la vista fija en una de las hojas, preguntó: “¿Qué esto que dice acá de Planificación?”. Los fieles funcionarios dijeron no tener idea de lo que les estaba preguntando.

Cristina corrió un montón de papeles que estaban metidos en el cuaderno e inquirió, de nuevo: “¿Y esto que habla acá de Obras Públicas?”. “Ni idea, Cristina”, respondió uno de los integrantes de su gabinete.

Ese Arte con espiral y una BIC enganchada era el cuaderno de Néstor Kirchner. La Presidenta insistió, al correr más papeles que acompañaban las anotaciones, de puño y letra de se ex esposo, quien hizo un culto de sus anotaciones en cuadernos, método artesanal que lo alejaba de la posibilidad de hackeos.: “¿Y esto que habla acá de ANSeS?”. Allí, el otro funcionario ensayó una defensa de las medidas que se estaban tomando, en ese entonces, en la Administración Nacional de la Seguridad Social.

Cristina los miró y lanzó el grito: “¡Acá se corta todo!”.

Así, la Presidenta daba la orden que jamás se cumplió, de terminar con la corrupción de su administración. En ese momento se dio un proceso de “DesNestorización”, que significó el alejamiento de las malas compañías que, supuestamente, tenían que ver con los negocios. Pero perdieron poder los De Vido o Rudy Ulloa pero no solo lo mantuvieron sino que lo ganaron, los José López.

Esos mismos funcionarios que asistieron al cuestionario de la Presidenta se hicieron eco, pocas horas después, de una leyenda que circuló en el entorno mismo de Cristina: “El día de la muerte de Néstor, Daniel se llevó 200 palos verdes”.

Daniel era Daniel Muñoz, histórico secretario del ex Presidente, quien falleció el último 25 de mayo, mientras era investigado por el caso de “Panamá Papers” y la llamada “ruta del dinero K”.

Tras el fallecimiento de Kirchner, Julio De Vido perdió influencia en detrimento de José López, detenido días atrás con 9 millones de dólares cash en un monasterio. Un dirigente peronista de la provincia de Buenos Aires repasa así ese proceso: “Julio te llamaba y te preguntaba cuánto necesitabas para la campaña. De lo que le decías, él te daba el 80% y te decía ‘Andá y hacé campaña’. Después vino López y eso se acabó; no te dieron un mango más para las elecciones y encima, este botón te trataba con una soberbia.”, lamenta el peronista conurbano, quien sabe que al ex ministro de Planificación también lo aguarda un futuro dificil en la Justicia

Cristina había dado la orden de “¡Acá se corta todo!” pero la matriz de la corrupción siguió, con actores renovados. Hoy, se encuentran detenidos Lázaro Báez, Ricardo Jaime, José López y están procesados Ricardo Echegaray, Amado Boudou, Guillermo Moreno, Aníbal Fernández, José Sbatella, Alejandro Vanoli, Axel Kicillof y la propia ex Presidenta, en la causa del “dólar futuro”.

Hoy, repasando el último suceso del secretario de Obras Públicas de Cristina, arrojando bolsos en un convento en plena madrugada, un ex funcionario señala: “Al final, Amado -al lado de éstos- era un motochorro”.


De todos modos, el vicepresidente Amado Boudou -elegido por Cristina para ese rol- será uno de los próximos en protagonizar sucesos en los tribunales federales de Comodoro Py, donde afronta causas por una compra de autos de lujo en su paso por Economía, la compra de Ciccone por parte de sus amigos y un auto con papeles truchos.

jueves, 31 de diciembre de 2015


La Ciudad de Buenos Aires termina un año de elecciones, de cambio de legisladores y de nuevo nombre de Jefe de Gobierno.

Claro que se fue Mauricio Macri -después de dos mandatos- y llegó Horacio Rodríguez Larreta, su mano derecha en la gestión.

La idea de continuidad es buena para no interrumpir proyectos comenzados y obras pendientes. Pero que eso no signifique relajamiento en la gestión, algo que los ciudadanos porteños deben monitorear a través de su participación.

Además, la Legislatura se renueva y estrena conducción con Carmen Polledo, tras la salida de Cristian Ritondo con destino bonaerense.

Ojalá ese cuerpo parlamentario porteño continúe desarrolando políticas particpativas y de cercanía con el ciudadano, a fin de vivir una Ciudad mejor.

Pablo de León

@pablodeleon1

lunes, 30 de noviembre de 2015

La Ciudad de Buenos Aires renueva autoridades y cambia de manos.

Horacio Rodríguez Larreta es el nuevo Jefe de Gobierno porteño y es alguien que conoce la Ciudad; fue el Jefe de Gabinete de Mauricio Macri y siguió cada paso y medida de lo sucedido en este distrito.

El desafío de Larreta es ahora el de mejorar la Ciudad, acercar al vecino a la gestión y lograr que la Seguridad vuelva a ser parte de la normalidad.

Para eso, será fundamental el intercambio aceitado entre las gestiones nacional, bonaerense y porteña.

Ojalá eso sucede rápido y se transforme en algo permanente. 

Pablo de León
@pablodeleon1